• 968 281 801
  • []

Todos tenemos derecho a una vida elegida. Plena inclusión ofrece la oportunidad de disponer de un proyecto de vida independiente a personas con discapacidad intelectual y del desarrollo que tienen grandes necesidades de apoyo, gracias al proyecto Mi Casa. La mayoría de planes sobre vivienda que ya existen están destinados, principalmente, a personas con pocas necesidades de apoyo. ¿Qué pasa con los demás? Pues que parece que están destinados a terminar viviendo en residencias.

 

Este proyecto viene a corregir esta desigualdad para que todas las personas con discapacidad intelectual y del desarrollo, independientemente de sus limitaciones, puedan decidir dónde y cómo vivir, contando para ello con los apoyos necesarios. Se trata de un novedoso proyecto financiado con los fondos europeos del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia.

 

Mi casa se está desarrollando en varios países europeos a la vez y, en principio, está previsto que se lleve a cabo entre los años 2022 y 2024. En España, Plena inclusión ha decidido poner en marcha esta iniciativa en siete de sus federaciones: Aragón, Cataluña, Canarias, Castilla-La Mancha, Extremadura, Madrid, Canarias y La Región de Murcia.

 

Las viviendas en la Región de Murcia

En nuestra Comunidad Autónoma van a participar en el programa las asociaciones Ceom e Intedis. En el caso de Ceom, el proyecto arranca con una vivienda que será compartida por tres personas. En Intedis tienen actualmente una vivienda colectiva en la que ya residen 10 personas. En este caso, seis permanecerán en esa casa y las otras cuatro pasarán a una diferente.

 

Hablamos de residencias en comunidad, por lo que para este proyecto se descartan anexos a viviendas familiares, centros de día, asociaciones y demás lugares en los que la persona no se encuentre en un entorno residencial normalizado.

 

Para que la vida en comunidad de los participantes sea lo más adecuada posible, Mi Casa cuenta con las figuras del ‘facilitador’, una persona que se encarga de que los inquilinos cuenten con los apoyos personalizados que precisen, y el “conector”, otro profesional que tiene como misión desarrollar alianzas con el entorno.

 

Este proyecto será auditado por varias empresas externas, que medirán el impacto económico, personal y social de Mi Casa.